fbpx
+(521) 9991012015

Cómo elegir el mejor vestido de novia

Hector Buenfil · agosto 09, 2019 · Boda, bride, novias, Tips de boda, wedding, Wedding Tips · 0 comments

Sabemos muy bien que el vestido de novia es importantísimo para tu boda y que si fallas en elegir el mejor puedes crear un caos realmente impactante para la humanidad. Bueno, estamos exagerando, ¡tampoco es para tanto! Pero sí, el vestido de novia es uno de los elementos claves de una boda y mientras más se parezca al vestido de tus sueños, mejor te sentirás en tu día especial.

¿Y cómo puedes elegir el mejor vestido? ¿Son demasiadas opciones y no sabes por cuál decidirte? Siempre habrá un vestido ideal para ti, así que presta mucha atención a nuestro artículo y prepárate para dar el “sí” vestida como realmente lo mereces. En este post conocerás las mejores pautas y recomendaciones para elegir el mejor vestido de novia para ti.

Elige un vestido según la forma de tu cuerpo

En las tiendas encontrarás una gran variedad de hermosos diseños y es probable que te enamores de muchos de ellos, pero no todos son iguales y no todos te favorecerán de la misma manera. El objetivo del vestido de novia es que te veas simplemente espectacular, así que debes tener mucho cuidado al elegir tu vestido. 

Debes elegir uno que vaya de acuerdo a tu figura y a tus curvas, que resalte tus mayores atributos y que “esconda” aquellas partes de tu cuerpo que no pretendes mostrar. Algunas pautas son las siguientes:

  • El escote de tu vestido ideal depende del tamaño de tu pecho y el ancho de tu espalda. Por ejemplo, si tienes mucho pecho, es mejor optar por un escote disimulado.
  • Las chicas con pocas curvas deben evitar los vestidos muy ceñidos. Para estos casos, los vestidos con corte princesa son la mejor opción. 
  • Los vestidos en A o corte princesa también favorecen a la silueta de triángulo, es decir, a las chicas que tienen mayor proporción en los mulos que en la parte de arriba. También son recomendables para ellas los vestidos con un hombro al descubierto o los de cuello en V. 
  • Si tu cuerpo es más ancho arriba que abajo, tu solución serán los vestidos con faldas voluptuosas y con detalles que hagan resaltar y ver más amplia la parte de debajo de tu cuerpo. 

Atrévete a salir de lo común

No te estanque sólo en los vestidos blancos y tradicionales. No le tengas miedo a innovar y a elegir alguno que sea un poco distinto a lo que has visto siempre o de un color que no se encuentre entre la gama de los blancos. 

Actualmente las bodas son cada día más originales y aunque muchas tradiciones están para quedarse, puedes saltarte alguna que otra regla. Si viste un vestido que te encanta, te queda espectacular, es cómodo, pero no es el típico vestido de novia, ¡considéralo entre tus principales opciones!

Pruébate muchísimos vestidos y tómate tu tiempo

Los recuerdos pueden ser borrosos, pero las fotos quedarán para siempre. No te arrepientas en el futuro, no debes comprar por comprar o para salir del paso. 

Pruébate todos los vestidos que te gusten sin pensar mucho en el tiempo. ¡Recuerda que las novias tienen permitido cumplir ciertos caprichos! Así que tómate todo el tiempo del mundo, para verlos, descartarlos, volverlos a considerar… en fin, hasta que te sientas 100% segura. 

Recuerda también lo importante que será tu comodidad. No te dejes llevar por vestidos hermosos, pero que te hagan sentir claustrofobia o querer que la noche acabe lo antes posible. Toma también unas cuantas horas para asegurarte de que el vestido te hace sentir bien y que es “el indicado”. 

¡No te preocupes! Te tomará mucho tiempo, pero habrá valido la pena sin dudarlo. 

Pídele ayuda a alguien muy querido

No tengas esta experiencia por ti sola. Llévate a tu hermana, prima o mejor amiga de tiendas. Una opinión femenina de alguien que te aprecie, te conozca muy bien y sepas de antemano que tiene muy buenos gustos será muy útil para ti. 

Tu ayudante no tomará la decisión por ti, pero sí será más objetiva y podrá ser sincera contigo cuando el vestido no te favorezca o piense que deberías probarte muchos más.

Elige a alguien con mucha paciencia, ya que el proceso de elegir tu vestido puede ser muy, pero muy largo. 

Por último, sigue tus instintos

Y antes de tomar la decisión final, déjate llevar por lo que sientes realmente dentro de ti. Por supuesto, luego de haber hecho una previa sesión de descartes y hayas dejado sólo los mejores como últimas opciones. 

¡Te aseguramos que tú eres la persona indicada para saber cuál es el mejor vestido para el día más especial de tu vida!

Leave a Comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *